viernes, 21 enero 2022
InicioFirma invitada del día«Las verdades incómodas de Garzón» por Pablo Hernández
Pablo Hernández

«Las verdades incómodas de Garzón» por Pablo Hernández

Es evidente que, cuando alguien es una figura pública con responsabilidades de gran calado. Sin embargo, lo ocurrido en los últimos días con el ministro de Consumo a raíz de una entrevista en el diario británico The Guardian se ha convertido en una auténtica caza de brujas desencadenada por un artículo sesgado del que se han servido la derecha, la extrema derecha y algunos socialistas acomplejados para amplificar una nueva polémica artificial plagada de bulos.

Como viene siendo habitual, nadie se molestó en leer la entrevista o, peor aún, la leyeron y decidieron que era una buena ocasión para tergiversar y manipular, como ya hicieron con los chuletones o los productos azucarados.

Si me permiten, les traduzco un extracto de la citada entrevista:

“La ganadería extensiva es una forma ecológicamente sostenible de criar animales, una que tiene mucho peso en determinadas regiones de España, como Asturias, parte de Castilla y León, Andalucía o Extremadura. […] La [ganadería] que no es en absoluto sostenible es la de las llamadas macrogranjas. Cogen un pueblo de la España despoblada y meten 4.000, 5.000 o 10.000 cabezas de ganado. Contaminan los suelos, contaminan el agua y después exportan esa carne de baja calidad de esos animales maltratados”.

Como pueden comprobar, hay una alabanza a la ganadería extensiva, referencia incluida a nuestra región, y una crítica a las macrogranjas. Aun así, son muchos los que se han levantado en pie de guerra contra Garzón, pero la hemeroteca los ha dejado en evidencia. La Unión de Pequeños Agricultores y Ganaderos, que ahora pide la dimisión del ministro, solicitó en 2018 a la Unión Europea que prohibiera las macrogranjas y afirmaba que éstas “generan productos y empleo de peor calidad y son menos sostenibles social y medioambientalmente”, además de perjudicar a la ganadería familiar.

El socialista García-Page, que se apresuró a desautorizar al ministro, decretó en diciembre una moratoria indefinida a la instalación de macrogranjas de porcino en Castilla-La Mancha. Al Partido Popular, por supuesto, se le ha olvidado que en 2018 se manifestó en Albacete contra las macrogranjas. Por otra parte, el diario digital de Pedro J. Ramírez, muy beligerante también contra Garzón, publicaba en los últimos meses varios artículos en los que advertía que este tipo de ganadería genera miseria, provoca desastres ambientales y contribuye a la desaparición de las pequeñas explotaciones.

Sin duda, este tema es muy sensible en nuestra tierra. A mi juicio, el ministro se ha manifestado claramente a favor de la ganadería mayoritaria en nuestra comarca, ya que dudo sobremanera que haya muchos ganaderos con 4.000 animales en sus explotaciones. Por supuesto, no estoy en posesión de la verdad absoluta y todo el mundo puede discrepar, pero animo a los oyentes a que se informen de primera mano y rehúyan de mensajes incendiarios recibidos por WhatsApp o publicados en las redes sociales.

Pablo Hernández

Compartir en:
Sin Comentarios

Deja tu comentario

En directo

Buscador de entradas
enero 2022
L M X J V S D
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930
31